Blogia
CICLOTIMIA

Es hora de acostar las espadas. Es hora de arrojar al acantilado las palabras que escuecen los pies. ¿Quieres escuchar el swing de mis caderas?, ¿Quieres cartas dónde florezcan los cipreses?, lo siento, pero hoy, tan sólo te se escribir una esquela. La tuya. Te mando una tarjeta marchita, sin besos, y sin abrazos. Creo que un adiós es suficiente. Quizás cuando la abras sentirás un olor fétido, pero tranquila, no te preocupes, son el cadáver de tus promesas. Ahora ya eres olvido…
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

3 comentarios

vi230850 -

me has hecho imaginar la página desigual del diario...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Houdini -

Escueta, concisa... como toda esquela que se precie... y sin besos ni abrazos, por supuesto, esos también están muertos...

IsA -

¿Se puede? :) Esquela concisa la tuya. Pese a llevar tan pocas palabras contiene dentro muchas cosas que he sabido entender. Es un buen paso para lograr lo que quieres o lo que te forja aceptar el destino, por algo se empieza, no? ¡Suerte! :)
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres